domingo, 22 de julio de 2018

31.484 ARGONAUTAS DEL FRAUDE FISCAL Y DE LA CORRUPCIÓN ESTÁN PROTEGIDOS POR EL REY, EL CONGRESO Y EL SENADO, Y LO QUE ES PEOR, LOS TRABAJADORES LO CONSENTIMOS, ¡JÓDETE Y BAILA!


Poco más de sesenta nombres. El 0,19% sobre un total de 31.484 declarantes que legalizaron dinero negro pagando a Hacienda, en ocasiones, menos del 3%. Es todo lo que se sabe de los beneficiarios de la amnistía fiscal que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, lanzó en 2012, y que el Tribunal Constitucional acaba de anular, con nulos efectos prácticos, porque la sentencia no invalida las regularizaciones que se presentaron para preservar la “seguridad jurídica” de los amnistiados.
Hasta ahora, sólo han trascendido algunos nombres gracias a procesos judiciales, un puñado de sentencias e investigaciones periodísticas como las de Los Papeles de Panamá y Los Papeles de la Castellana. El resto los mantiene bajo llave el Gobierno, que se ha negado reiteradamente a publicar el listado y recurrió en la Audiencia Nacional (ganó) la resolución del Consejo de Transparencia que le obligaba a dar a conocer, al menos, qué sociedades se beneficiaron de la amnistía. Transparencia se negó a seguir pleiteando para evitar q