viernes, 7 de agosto de 2015

ESTADO ISLÁMICO. COMO TODO LO RELIGIOSO, ENEMIGO DE LA LIBERTAD DEL HOMBRE. ¿PERO QUÉ PINTAN LOS MILITARES AMERICANOS FIJOS EN MORÓN DE LA FRONTERA?

La plaga del siglo XXI: Todo sobre el Estado Islámico

2/4

En la elaboración de este artículo se han utilizado los archivos multimedia de RT, Reuters

Preparado por María Lekant, Iván Sérbinov
28 jul. 2015

El plan maestro del 'arquitecto del Estado Islámico'
En este sentido, llaman la atención los documentos internos secretos del Estado Islámico, obtenidos y publicados recientemente por el diario alemán 'Spiegel' que muestran que la estrategia del grupo terrorista consiste en un plan detallado para conquistar Siria y crear nada menos que un Estado de inteligencia.
Los documentos, en su mayoría escritos a mano, provienen del llamado 'arquitecto del Estado Islámico', un excoronel de la inteligencia iraquí conocido por el nombre-código de 'Haji Bakr'.
El excoronel se había unido a la organización precursora del Estado Islámico en Irak en 2004 y, posteriormente, en 2010, ayudó a Abu Bakr al Baghdadi a conseguir el liderazgo nominal del EI. En 2012 Bakr operaba junto a las fuerzas del grupo en Siria y fue asesinado en combate en 2014. 
Según 'Spiegel', los documentos revelan métodos de establecimiento de un Estado inteligente, bien organizado y altamente complejo, basado en el espionaje generalizado, la vigilancia, los asesinatos y los secuestros. Los espías del grupo fueron introducidos en el sistema administrativo y en los organismos religiosos del norte de Siria antes de que empezara la guerra contra el Gobierno. 
Los agentes debían deshacerse de las personas carismáticas que pudieran convertirse en líderes de la lucha antiyihadista. Unidades especiales del EI eliminaron a los potenciales líderes de la oposición desde el principio y solo después iniciaron los ataques a las posiciones del Ejército sirio con el apoyo de "células durmientes" armadas. 

El 'arquitecto del Estado Islámico' era muy consciente de que en una sociedad donde todo el mundo se conoce será difícil encontrar a verdugos que no duden en matar a los civiles.
Es por eso por lo que creó campos de entrenamiento donde debían reunirse los islamistas radicales de diferentes países. Después de dos meses en un campo así, los reclutas se convierten en unidades de batalla perfectas que obedecen cualquier orden del líder.
A pesar de su odio hacia Occidente, el Estado Islámico está haciendo un gran esfuerzo por reclutar a occidentales y así aumentar su influencia propagandística. Por ejemplo, tan solo durante el pasado mes de enero, unos 100 estadounidenses viajaron al e