sábado, 5 de septiembre de 2009

CRISIS ECONÓMICA: MEDIDOR PAJAROLOGICO DE CRISIS EQUILIECONOMICAS-FINANCIERAS Y LO QUE LE CUELGA (Publicado en el Ojo Atípico, 05.09.2009)

(Medidor menciondo, que  lo digo así para no andar dándoles la tabarra con la repetición del nombre. Si es que valgo un valer, si yo lo reconozco)


Manual de uso y manejo (en el lenguaje de Cervantes) del Medidor Pajarológico de Crisis Equilieconómicas-fianancieras y lo que le cuelga.


El Medidor Parajológico, etc., etc., ha sido diseñado con las tecnologías más de punta y punzantes que  imaginar pueda , pero que ni le importa a usted ni tiene por qué saber dónde se ha hecho.


Usted a lo que yo diga y punto, porque es que si nos ponemos todos a saber todo de todo (que tampoco sería tan difícil dado el encefalograma plano existente entre los que sin dar, haber dado ni pensado el darlo viven muy por encima de mis posibilidades) nos vamos a igualar en el saber, se va a liar una trifulca de muy padre y señor nuestro  y quién yo me sé, si quiere comer tendría que trabajar y eso yo no lo puedo consentir, porque el más insignificante parasito social ha sido hecho por Dios y tiene tanto derecho al buen yantar como el primer rey y querida adjunta que podamos imaginar.


Ahí si, en que el trabajador no coma mucho, porque es que se va a engordar, oiga, estamos de acuerdo. El trabajador, ya lo dice la palabra, ha sido hecho para trabajar, pues que trabaje coño, a ver si encima va a querer cobrar por el trabajo realizado. ¿No pide trabajo y se le da? Pues que trabaje, no hay sueldo, a tomar pol culo y san se acabó. Prosigamos.


Compréndame, pues, mi amado lector en Cristo bendito. Usted tiene que ser manso, que de mansos es el Reino de Dios, y allí va estar que pa´qué pa´qué guay de bien en la contemplación eterna del Padre.

Así que, usted a leer lo que sigue, por favor se lo pido, y no me ponga en un compromiso que yo soy un mandado.





Vamos a lo que vamos Jeromo:

Modo de utilización y manejo del susodicho instrumento
[1]:

1º.- Acomodarse en cómodo sillón para obtener un buen ángulo de observación del instrumento.

2º- Si el observador anda mal del corazón, no siga. Dejemos la cosa como está. ¿Que quiere seguir? Allá usted, yo le he avisado.

3º- Tocar suavemente el piquito del pájaro. Si este abre el ojito no se preocupe, que los pájaros también se cansan, y más si son de latón.

4ª- Tocado el piquito del pájaro, tanto si le abre el ojito como si no, reclinese sobre el sillón, respire.

5º Permanecer atentamente al cambio de color del grifo hasta alcanzar el color verde esperanza, y una vez alcanzado este color, sabrá que en la legislatura que esté no, a la siguiente tampoco, a la otra, comenzará a notar los primeros síntomas de la recuperativa de la crisis económica del sistema, que a lo mejor se produce si la economía internacional y los países del contorno ayudan en algo, siempre y cuando coincida su número de documento de identidad siete veces seguidas, sin fallar una, con el número de primer premio de la Lotería del Niño durante siete años consecutivos, y siempre que, esto es condición sine cuanum, en Sevilla en el mes de agosto, a la sombra y alas cinco de a tarde la temperatura no sobre pase los -18 grados bajo cero /se lo escribo para que quede bien carito y no halla dudas al respecto).


6º Si durante todo ese tiempo usted oye risitas como si alguien le estuviera tomando el pelo, no se preocupe, no es tal, sólo son los efectos secundarios que a veces produce el instrumento que está observado.


7º Muchas gracias por la atención prestada y adiós muy buenas. Que usted lo pase bien y que no se canse mucho esperando que pase la crisis.


[1] A ver, señor mío. Si no se dice que el Medidor Pajarológico de Crisis et., etc., no lleva pilas, por algo será, no? ¡Es que no lleva pilas! Pero vamos a ver. Vamos a ver que ya me estoy cabreando con lo tranquilito que estaba. ¿Dónde coño le va a poner las pilas al pájaro… En los huevos? Pero por el amor de Dios y María Santísima, San Juan y Pedro… Los pájaros no tienen huevos, señor mío, que no sé cómo se lo tengo que decir para que me entienda, que es que no tienen huevos, ¿lo quiere más claro?, pues a ver si nos vamos aclarando. A ver si se entera.
Y, a más a más, que le diría un catalán, el pájaro es de latón tintado, coño, que hace falta estar ciego para no verlo. Conclusión, que no tiene pilas.



*++